Header Dynamic Script DFP Dynamic Script
Actualidad

Celadores y limpiadores reclaman al Gobierno que dejen de considerarlo personal de BAJO RIESGO

Uno de los papeles más fundamentales que participan en esta batalla son sin ninguna duda los celadores y limpiadores que están, al igual que los sanitarios, dándolo todo en primera línea de batalla.

¿Imaginas cómo sería un hospital por el que circulan personas infectadas por Covid-19 que no lo limpiaran o desinfectaran?

Bien pues, este sector está muy disgustado con el Gobierno, ya que desde el Ministerio de Sanidad, después de la última actualización de la guía de prevención de riesgos labores, la semana pasada, califican a estos trabajadores como personal de bajo riesgo.

Algunas de las frases que dicen estos trabajadores, recogidas en el diario SUR, son:

«Me gustaría que pasaran un día de trabajo con nosotros, a ver si tenemos contacto estrecho o no. Hasta les cambiamos el pañal».

«Tengo compañeros que han accedido a zonas de aislamiento con mascarillas quirúrgicas»

«Siempre somos los últimos en el reparto»

También lamentan que después de haber pedido material para protegerse, habían recibido mascarillas caseras hechas por personas en sus casas, con su buena intención y todo el corazón puesto en esta fabricación pero que no detienen el contagio de manera eficaz.

Hay carencias en la formación de los celadores, como un ejemplo de uno de ellos que le explicaron cómo quitarse el EPI pero no como ponerlo, algo que es fundamental para evitar el contagio.

En cualquier caso, todos los celadores y limpiadores coinciden en que son personal de alto riesgo, están durante toda su jornada labora expuestos y en zona de riesgo.

Desde el servicio de limpieza, al tratarse de mujeres sobre todo, la discriminación es doble.

Además, la mayoría de limpiadoras están subcontratadas a una empresa que pertenece a Ferrovial, por lo que al no pertenecer al Servicio Andaluz de Sanidad, lo tienen incluso más difícil para reivindicar derechos o pedir material de protección individual.

También la tramitación de bajas por parte de trabajadoras que pertenecen a grupos de riesgo se ha convertido en una guerra diaria. A algunas de estas empleadas, la mutua les ha enviado una carta recomendando que desempeñen tareas «con poca probabilidad de exposición».

Noticias Recomendadas

Leave a Comment

You may also like